Contacto: +52 56 2619 8078 | web@amedweb.com

Iniciar Sesión

10 claves para activar tu metabolismo

10 claves para activar tu metabolismo. Quieres activar tu metabolismo para alcanzar tu peso ideal pero no sabes cómo. ¿Has intentado de todo? No te preocupes, he aquí la solución. Te damos 10 claves para activar tu metabolismo.


10 claves para activar tu metabolismo

Muchas veces, a pesar de cuidar nuestra dieta, no perdemos o alcanzamos el peso que deseamos, quizá se deba a que no estamos haciendo las cosas bien, lo que provoca que nuestro metabolismo sea muy lento, pero todo tiene solución. ¡Descúbrelo!

El metabolismo se podría definir como la suma de todos los cambios químicos que ocurren en nuestro cuerpo para mantenernos vivos. Cuando lo abastecemos de oxígeno, agua, combustible y todos los nutrimentos esenciales que requiere, las células del organismo pueden cumplir eficientemente su trabajo de mantenernos vivos, sanos y con un peso ideal. La eficiencia con la cual el metabolismo trabaja determina con qué facilidad ganamos o perdemos peso.

Cabe señalar, que el cuerpo quema un combustible llamado glucosa (la forma más simple de energía que se extrae de los carbohidratos que ingerimos) para producir energía. La glucosa puede quemarse para producir energía o, por el contrario, ser convertida en grasa y guardarse en el organismo. Cuando la glucosa ha sido quemada de manera efectiva existen pocas probabilidades de que ésta se convierta en grasa.

Cuando, por el contrario, la combustión de los alimentos no se lleva a cabo de forma adecuada, aunque hayamos ingerido poca cantidad de comida, el resultado será un exceso de grasa, un bajo nivel de energía y un aumento de peso, por lo que el metabolismo se vuelve lento, lo cual supone que la combustión de la glucosa no se produce correctamente y genera problemas de acumulación de grasas y sobrepeso. El metabolismo lento se puede corregir con las cantidades necesarias de enzimas, minerales y vitaminas.

No es ningún secreto…

A continuación te proporcionamos 10 claves para activar tu metabolismo, lo que te ayudará a quemar más calorías y, por lo tanto, a bajar tu porcentaje de grasa y verte con mayor definición muscular:

1. No te saltes ninguna comida:

Lo ideal es que hagas cinco comidas al día: tus tres comidas principales (desayuno, comida y cena), y dos colaciones (una a media mañana y una a media tarde). De esta manera, tu metabolismo se mantendrá activo, pues el cuerpo no se preocupará por la falta de nutrimentos o por el ayuno prolongado.

2. Toma un licuado de proteína al levantarte:

Así, el cuerpo rompe el ciclo de ayuno con el nutrimento que necesita para la reparación y mantenimiento de la masa muscular. El resultado es todavía mejor si además consumes una ración de carbohidratos complejos (cereales, tubérculos y leguminosas).

3. Come carbohidratos y proteínas después de entrenar:

Al terminar tu entrenamiento, tu cuerpo necesita reponer la energía gastada (tarea que harán los carbohidratos), y comenzar la reparación muscular (tarea que harán las proteínas). Lo más fácil es tomar un licuado del tipo MRP (Meal Replacement Powder-Polvo para Reemplazo de Comida) como el Muscular Explosión de la línea Mr. Nutrition o Gainermax de Muscle Mag Supplements, o bien, una barra que contenga carbohidrato y proteína.

4. Haz ejercicio con pesas:

El músculo es un tejido metabólicamente más activo, por lo que al tener más masa muscular gastarás más calorías y tu metabolismo se activará.

5. Incluye ejercicio aeróbico en tu entrenamiento:

Además de ser la mejor manera de reducir tu porcentaje de grasa corporal, ya que las grasas serán usadas como energía durante el entrenamiento, tu metabolismo se mantendrá elevado incluso después del ejercicio, y dependiendo del tipo de entrenamiento puede mantenerse elevado hasta por cuatro horas, con lo que el gasto calórico será mayor.

6. Duerme por lo menos cinco horas diarias:

Aunque lo ideal es dormir ocho horas diarias, muchas veces nuestros horarios y actividades no nos permiten hacerlos, por ello lo mínimo recomendable es dormir cinco horas diarias para mantener activo nuestro metabolismo y tener una recuperación adecuada.

7. Toma diariamente un multivitamínico:

El estrés, la actividad física y la contaminación, son factores que aumentan nuestros requerimientos de vitaminas y minerales. Una deficiencia de vitaminas conduce a un catabolismo acelerado (se refiere a todos los procesos de destrucción y/o degradación de sustancias o tejidos en el cuerpo), lo cual se traduce en una inadecuada recuperación después del entrenamiento.

8. Incluye una sesión de intervalos en tu entrenamiento aeróbico, por lo menos una vez a la semana:

Lo cual, además de dar variedad a tu entrenamiento, te ayudará a mantener acelerado tu rimo metabólico.

9. Disminuye el consumo de carbohidratos simples:

Se ha demostrado que el consumo de un exceso de carbohidratos, principalmente de los simples, te dará una sensación momentánea de energía, pero después de una hora, aproximadamente, te hará sentirte cansado y aletargado. Esto se acentuará aún más si la comida incluyó también grasa. Entre los carbohidratos que debes elegir en tus comidas están los cereales, leguminosas y tubérculos (papa, camote, yuca); y los que debes evitar son los refrescos, jugos, helados, mermeladas, mieles, pasteles y pan de dulce.

10. Incluye por lo menos en cada comida una ración de carbohidratos y una de proteínas:

Así asegurarás que tus requerimientos estén cubiertos y evitarás el catabolismo muscular, el mayor enemigo cuando estamos tratando de aumentar nuestra masa muscular.

Con estos sencillos consejos los resultados se notarán en tu cuerpo.

Recuerda: para alcanzar el éxito acércate a la Educación Deportiva.

septiembre 22, 2021
X